Incarnate
incarnate radical

Publicado por Radical, este primer número de tres sí que sorprende de inicio a fin y deja al lector con una cara de… ¿satisfacción?

Mot es un “fenómeno”, una extraña especie de monstruo que por milenios ha mantenido su apariencia juvenil, mientras vive devorando a las personas (sin especificar si por gusto o para no morir), viste como vago y piensa que su raza, o los de su clase, son realmente indestructibles. Pero eso esta por cambiar.

Escrito por Nick Simmons “Little boy death” es un primer capítulo que narra de forma rápida y sin rodeos acerca de esta especie de seres, la cual esta a punto de extinguirse a manos de un sujeto llamado Vincent, el dueño y líder de un movimiento armado que solo se dedica a la caza de dichas criaturas.

Los diálogos son entretenidos y fluidos, y las cortas situaciones que se presentan son de un estilo manga al igual que las ilustraciones, las cuales muestran hábiles diagramaciones que rápidamente marcan las escenas de acción o humor.

Pero un punto negativo a mi parecer es la floja y simple presentación del arte, que deja frío al lector y más (a mí parecer) a un fanático de esta clase de dibujo manga. Sobre todo hablando por los trabajos hasta ahora presentados por Radical, como son Shrapnel: Aristela rising, Hotwire: requiem for the dead, o Freedom formula: Ghost of the wasteland, cada uno manteniendo una línea de calidad tanto narrativa como visual.

En lo personal encuentro a “Incarnate: Litle boy death” como un cómic entretenido que por supuesto deja con ganas de querer leer más por su rápida y fácil lectura, sus momentos de comicidad, y una historia que promete… algo.

incarnate radical