Conan the Barbarian
conan movie jason momoa

Aterriza el “reinicio” y para algunos el “remake” de este famoso personaje creado por Robert E. Howard en la década de los 30´s.

Luego de bastante historias desde su creación, este bárbaro ha pasado por los comics, programas de televisión, videojuegos y películas anteriormente protagonizadas por Arnold Schwarzenegger en 1982 (Conan the Barbarian) y 1984 (Conan the Destroyer).

Llega ahora bajo la dirección de Marcus Nispel (The Texas Chainsaw Massacre, Pathfinder, Friday the 13 “remake”) Jason Momoa para interpretar a este ladrón, guerrero, gladiador y rey de Cimeria, un Conan que desde niño y luego de perder a sus padres (a su madre en nacimiento y a su padre en pelea) ha decidido vivir bajo la infinita búsqueda de la venganza no solo por haber perdido a su familia si no a todo el pueblo donde vivía.

Tiempos brutales donde la hechicería es la herramienta de poderosos para hacer el bien o el mal, aquí entra el villano y asesino del padre de Conan, Khalar Zym (Stephen Lang) un hombre que prácticamente (mas tarde) bajo la ayuda o protección de su hija Marique (Rose McGowan) es se podría decir, imparable en su cacería por el poder absoluto.

Un enfrentamiento lleno de grandes y pintorescos paisajes donde castillos, murallas, mares, ríos, desiertos, calabozos y mas serán escenario del salvajismo que esta cinta refleja segundo a segundo; chorros de sangre y acción que difícilmente entran en la categoría de PG-13 claro, hablando además de algunos desnudos parciales.

Una historia que bien puede dar la apariencia de ser para un público maduro, sin embargo donde la cinta es rica en violencia y escenarios, falla en la narrativa y construcción de personajes, tanto que el malo que nos pintan no parece tan poderoso y el héroe bueno… muchos estoy seguro preferirán los comics o el “inexterminable” Arnold Schwarzenegger; aunque claro, a mi parecer es peor la representación de Khalar Zym un “amo de la guerra” que desde comienzo se muestra como un sádico despiadado y al que luego de media cinta se transforma en el típico enemigo que simplemente no puede con el héroe sin alguna ayuda, donde por supuesto entra su hija hechicera Marique, un interesante personaje que obviamente se ve más poderoso que el padre y que sin embargo tampoco obtiene un merecido desarrollo.

Una película a la que debieron quitarle el gore para dejarla simple (tal como es la historia) para así atraer a otro tipo de público, uno joven que en lo personal era quien debía conocer este universo creado por Robert E. Howard para seguir con las historias o leyendas de Conan el bárbaro… tal como lo hizo la Momia (Brendan Fraser) en sus años; y antes que alguien se enfurezca por este comentario, si, aceptó que es un poco sacrílego haberlo dicho. Pero imagino de alguna forma se tienen que pasar a siguientes generaciones estos héroes de “antaño” si no ¿para qué tanto remake? Ok, quizá a Hollywood se le estén secando las ideas y en unos diez años ya no exista nada que “rehacer” pues no habrá nada original… claro, más que las nuevas, nuevas, nuevas, ediciones de Star Wars con nuevas escenas digitales…

En lo personal y resumiendo, para los fanáticos de Conan, esta cinta muy probablemente les disgustará, para quienes buscan sangre y gore… quizá salgan satisfechos, para quienes buscan pasar un buen rato sin “comerse el coco” la película cumple su cometido.

Pero hey, esto tenía que ser Conan el Bárbaro! Una historia dramática con enemigos despiadados, Dioses bestias, hechiceras (o hechiceros), mucha sangre y un amargo final donde nuestro héroe quedaría solo para tratar de recoger los pedazos de un reino. Básicamente.

conan the barbarian movie