Siege of the Dead
rammback zombies

Una cinta de origen alemán que sin mostrar demasiadas dosis de gore y violencia logra plasmar un “zombiepocalipse” de grandes proporciones.

Michi trata de volver con su novia luego de una pelea, y mientras conversa tranquilamente con una persona y se dispone a ingresar en el edificio donde un posible perdón le espera, escucha un grito a la vuelta de la esquina. Sin siquiera imaginarlo, aquel será uno de muchos.

De una visión “claustrofóbica” parecida a lo visto en la ya clásica “Night of the Living Dead”, Siege of the Dead (Rammback) presenta una historia narrada desde la perspectiva de un grupo de vecinos en unos edificios multifamiliares. En este caso, el personaje principal, luego de entrar al departamento de su mujer (o exmujer mas bien) descubre, además de no encontrarla en casa, que una situación bastante fuera de lo normal comienza a suceder en las calles cuando de pronto mientras se asoma por un balcón es testigo de cómo un grupo de personas (vecinos y otros) son atacados violentamente por una oleada de seres más parecidos a los zombis que otra cosa.

Inmediatamente el caos se logra oír por las calles aledañas, patrullas, helicópteros a las alturas y cortos informativos (que luego se transforman en repeticiones de alerta tanto por televisión como radio) informan a la población que todos deben permanecer en sus casas, que por ningún motivo se tenga contacto con extraños y que en caso de ser atacados o mordidos por algún “enfermo” se deben someter a grandes dosis de calmantes o somníferos para no recaer… o transformarse en lo inevitable.

La cinta de hora y media de duración es de inicio a fin sumamente absorbente, en este caso son omitidas varias excusas para mostrar gore “a lo loco” y en lugar de eso se da más importancia a marcar una narrativa sobre los pocos vecinos que tratan de comunicarse entre los edificios, que se resguardan en sus casas y que más tarde intentarán escapar al descubrir que no hay remedio ni rescate a tal situación por parte de las autoridades.

Dirigida por Marvin Kren, Siege of the Dead muestra una impecable fotografía de tonos bastante opacos (quizá para disfrazar el poco presupuesto) brindando una atmósfera de apocalipsis y vacío de sentimientos. Las actuaciones son (para tal género) buenas en todo momento y cada personaje logra tener una presencia especial en el film; personalidades que mientras se van los minutos uno descubrirá que pueden ser o no adecuadas para una situación que exige sobrevivir.

Al final los noventa minutos de esta cinta se terminan rápidamente pero claramente son exactos para mostrar lo necesario en la historia, en lo personal siento que será de agrado para los fans de cintas como Night of the Living Dead, Dawn of the Dead, o Rec, las cuales muestran grupos de personajes confinados en un lugar y donde tratan de sobrevivir.

aleman zombies