Evidence
evidence horror camera keep rolling monsters

Casi una hora y media de confusión y momentos de horror, Evidence contiene muchos grandes momentos, pero falla en algo.

Otra película “cámara en mano”, pero no otra típica película donde uno sabe que esperar, dirigida por Howie Askins y escrita por Ryan McCoy, Evindece es una historia que continuamente llevará al público por una montaña rusa de instantes realmente desconcertantes; en el buen y mal sentido de la palabra.

Es claro que la mayoría de las veces uno juzga una cinta dependiendo de lo que se pueda esperar o de lo que nuestra imaginación quisiera ver, en esta forma dicha película es un buen logro pues convierte un viaje cotidiano con diálogos y comportamientos comunes en algo torcido y siniestro que en lugar de dar respuestas, entrega más y más incógnitas hasta que todo, cada escena es un momento que toma por sorpresa y hasta su desenlace, por cierto uno que puede ser del gusto de unos y no de otros. Pero si un final que uno quisiera llevara a un tipo de secuela.

La historia habla de cuatro amigos (Ryan, Brett, Abi y Ashley), que deciden salir de campamento a una zona alejada de la civilización (típico), donde las señales de celular no tienen cobertura y lejos de cualquier servicio; las cosas se ven bien, Ryan a decidido filmar una especie de documental por lo que continuamente está grabando lo que sus compañeros hacen y dicen en todo momento.

Pero sin aviso alguno, dicho viaje placentero se transforma en “The Blair Witch Project” cuando extraños sonidos se comienzan a escuchar en las noches y no solo eso, cuando estas cuatro personas presencian a la lejanía una especie de criatura aparentemente salvaje; en pocas palabras los ruidos obtienen una forma de peligro alarmante, algo que Ryan encuentra como casi “emocionante” a diferencia de sus tres amigos que solo hablan de salir del lugar y dirigirse a la civilización.

¿Pero que sería de una cinta que terminara aquí? Obviamente uno de ellos se pierde, los demás salen a buscarlo y de esta forma comienza la espiral de violencia.

Sin embargo por más típico que suene esto, la película sigue “tirando para arriba” y continuamente se aventura a mostrar más y más elementos desconcertantes al punto de de quedar igual de confundido que los personajes de la historia ¿una mala o buena señal? Depende del juicio y la paciencia de cada quien; solo puedo decir que para quienes encuentren valor a seguir presenciando la suerte de los protagonistas este será un viaje sin retorno lleno de “cosas extrañas” (aliens, monstruos, zombis, demonios??) en resumen un largo y extendido WTF que aún durante los créditos finales no dejará de ser pronunciado por el espectador.

Si, las sorpresas son un gran, enorme punto fuerte en Evidence, una historia que nunca se mantiene plana, con actuaciones creíbles y varios momentos de horror, pero existe también una falla, la falta de explicación de los eventos, algo que para aquellos que gusten descansar en incógnitas lo verán con buenos ojos. Pero si no… esta es sin duda una película “sin pies ni cabeza” totalmente desconcertante en ese gusto de plasmar escenas sorpresivas sin molestarse si quiera en tratar de explicar, dar una lógica a lo que se está viendo.

En lo personal Evidence es una cinta independiente que se salva por tener la habilidad de llamar la atención con sus inquietantes elementos, para todos aquellos fans de “cámaras en mano” esta es otra que pueden digerir sin problema, para quienes busquen horror es esta también una buena opción, pero quienes gusten de explicaciones y desenlaces claros con historias definidas… (aunque sea un mínimo)… digamos, pueden pasar de largo sin siquiera molestarse a girar la mirada.

horror WTF Evidence movie fantasmas mosntruos zombis demonios