The Collector
the collector horror

Película del 2009 de los creadores de la saga Saw ¿se tiene que decir más? Terror, suspenso y gore a la orden del día.

Dirigida por Marcus Dunstan y escrita en conjunto con Patrick Melton es la historia de un hombre que sin muchas opciones decide irrumpir en la casa de su jefe temporal para robar una piedra preciosa, sin embargo todo cambia cuando descubre en medio de la noche y del silencio, que hay alguien más deambulando por ahí.

Josh Stewart es Arkin, un hombre que trabaja arreglando casas en pequeños detalles, además tiene una pequeña hija y una esposa que lamentablemente debe dinero a las personas equivocadas, todo parece en orden excepto claro que el tiempo se termina para él y su familia, en concreto esa media noche podría ser su última noche; es cuando decide luego de meses de planeación, asaltar y robar la casa de los dueños de una joyería, personas bastante amables que se podría decir no tienen o no pueden tener enemigos, al menos por cuestiones personales.

Es cuando con la amenaza de contactarse con su mujer a media noche (para salvarla de sus prestamistas) Arkin irrumpe en medio de la oscuridad en una casa prácticamente en medio de la nada, en un barrio muy tranquilo donde casi no hay otras personas viviendo allí.

Sin embargo su cautela y tanta planeación no sirven de nada cuando descubre que los dueños de la casa no han salido de viaje (como se creía) y que además hay alguien que los ha encerrado en el sótano para hacerles sufrir sin algún motivo aparente.

Sollozos y lamentos se comienzan a escuchar, cosas con las que Arkin no está tranquilo, por lo que decide investigar qué es lo que sucede y obviamente ayudar a las personas en peligro, sumándole además que dicha familia tiene una hoja pequeña como la suya.

Una película muy tensa, con escenas gore no apta para menores y una historia que a pesar de no tener un desarrollo abrumador o bien trabajado, entretiene y sumerge al espectador en un escenario macabro e inundado de horror, con sorpresas mortales literalmente en cada esquina de la casa… y cuando digo literalmente es que en verdad hay trampas elaboradas y letales en cada uno de los cuartos, ventanas y utensilios de aquel hogar casi maldito.

En lo personal es una pena que dicha cinta no tuviese secuelas (al menos hasta ahora) pues el “Coleccionista” entrega un misterio sin resolver en cada uno de los noventa minutos de duración; sobre la historia es básicamente una tragedia que para nadie termina bien, pues recordemos que cuando Arkin se topa con el asesino y comienza a ayudar a las personas de la casa, sin mencionar además de la búsqueda de la pequeña niña, su tiempo también se extingue segundo a segundo dejando casi en la cuerda floja su propia familia a garras de los terribles prestamistas.

En general una película que a quienes gusten del horror y suspenso se les hará bastante llamativa y qué decir de los fanáticos de la serie Saw.

the collector horror suspense triller