Battleborn | Reseña

Junto a 2K, Gearbox Studios nos trae un nuevo e ingenioso videojuego, Battleborn. Por experiencia, sabemos que Gearbox Studios son unos maestros para unir diferentes género de videojuegos en uno solo, tal es el caso de su anterior éxito, Borderlands. Con esto en mente, no esperamos nada menos que una excelente combinación entre FPS, dungeon crawler, con un gran toque humorístico. En cuanto a lo cooperativo, un buen shooter por equipos, parte co-op blaster, parte MOBA. Y créanme, es todo esto y mucho más.

Como mencione anteriormente, esta mezcla de géneros trabaja mejor de lo que imaginaba. El juego toma mecánicas de FPS mientras vas por el mapa destrozando a tus enemigos. Casi todo lo demás lo podremos encontrar desde una perspectiva de MOBA, incluyendo la selección de una gran cantidad de personajes, armas especiales con tiempos de enfriamiento y la forma en que subirás tu nivel de batalla, recogiendo mejoras por tu camino.

Mientras recorremos los mapas en Borderlands o Destiny, nuestro personaje empezará a tomar lentamente habilidades y premios en su progreso. Battleborn es más que eso, al principio de cada misión, comenzarás débil, pero una hora después serás todo un macho alfa, pelo en pecho, lomo plateado, corazón de dragón, en pocas palabras, todo un dios; fuerte, resistente a los daños y con poderes devastadores. Disparos súper-cargados, brutales ataques aéreos y toda clase de ataques espectaculares.

Entrando más a detalle sobre como diferenciar la parte FPS y la parte MOBA de Battleborn, lo haremos de esta forma. Durante la campaña viviremos una experiencia FPS, un clásico shooter de 5 jugadores contra hordas enemigas en un muy amplio mapa. Con objetivos claros, obstáculos que pasar y con unos mortíferos Bosses. Esto durante 9 (prólogo + 8) misiones. Por el lado multiplayer, viviremos en un mundo MOBA., destruir a los secuaces, defender nuestras bases, atacar a las bases enemigas. No necesitarás ser un fanático de los MOBAs para adaptarte fácilmente.

La influencia de los MOBAs es muy clara en cuanto a los personajes. Si no estás acostumbrado a este tipo de juegos, de inmediato pensarás que están muy desbalanceados los personajes, pero la verdad es que todos tienen lo suyo.

De principio, no conocerás a todos los personajes, y claramente tendrás tu favorito, pero una vez que vayas completando la misión, Battleborn te llevará a manejar a los distintos héroes de esta aventura, así aprenderás a controlar al menos sus movimientos básicos. Son 25 personajes, entonces, esto requerirá paciencia.

De primera instancia será difícil que distingas entre qué clase de personaje elegiste, ya que las características físicas de los personajes no son tan notorias como en otros videojuegos. En Battleborn, lo curioso es lo bien que funciona la mezcla entre estos personajes, dándonos gran satisfacción. Sin duda Battleborn puede ser un montón de diversión.

El modo historia puede llegar a tener sus lapsos de aburrimiento, si es que juegas en solitario. Las AI son tontas y lentas, pero numerosas, incluso los Bosses te ven con cara de compasión, con esto te dan tiempo para que puedas crear tus torretas de apoyo, pongas trampas, liberes drones y demás cosas que te pueden ayudar a ganar.

Aunque suene mal, NO sigan las instrucciones conforme vayan avanzando en su camino, ya que solo los llevarán por caminos laboriosos y llenos de enemigos. Del lado positivo, las misiones son inteligentes, no te hacen realizar actividades fuera de contexto, si trabajas en equipo, podrás realizar ataques en conjunto para sobrevivir.

Para encontrar una partida multiplayer tendrás que rezar un poco, ya que, como buen MOBA, el sistema para encontrar partidas es buscar un equipo con características semejantes como, número de victorias, pérdidas, K/D ratio, entre otras. En el peor (o mejor) de los casos, te podrán con un equipo muy bueno o muy malo.

Con toque de anarquía y humor. Battleborn es un divertido juego al que no podrás tomar muy enserio y no dudarás en pausarlo para ir por unas papitas o al baño. Los diálogos de todos, de los personajes principales, de los villanos, incluso de los robots que te quieren matar, te tendrán a pura risa durante tu estadía por Battleborn. Si eres fanático de Borderlands, jugar Battleborn se te hará como estar en casa.

La modalidad de MOBA es algo que le dará a los jugadores, una razón para volver a Battleborn. ¡Ah! ¿Quieres un FPS? Pues juega la campaña. ¿Quieres un MOBA? Entonces juega el multiplayer. Así de fácil, Gearbox Studios y 2K, nos traen un juego muy versátil que le gustará a todo el mundo.

RECUERDEN: Una vez que se encariñen con algún personaje, aprendan todas sus capacidades, siempre habrá algo que te saque de un apuro. Esto es para todos los personajes, aunque algunos se vean más útiles que otros.

¿Dificultad? No tanto, el modo Hardcore, o difícil, no es más que la limitación de respawns, si juegas en solitario tendrás 5 vidas o en equipo tendrán 10 (5 para cada quién… preferentemente). En modo cooperativo, ¿Qué pasa si ambos mueren al mismo tiempo? Bueno, disfrutarán de la misión desde el principio.

Sobre las misiones fallidas no tenemos gran problema, pero a veces parece que es más una pérdida de tiempo que un reto. Cualquier cosa que hagas mal o al juego no le parezca, será una “Mission Failed” y en algún punto llega a ser un fastidio. Estos errores se vienen reflejando en la puntuación final, la cual te permitirá desbloquear mejores armas u otros personajes.

NUESTRO VEREDICTO:

Gearbox Studios son unos genios en cuanto a realizar videojuegos multi-género, pero hay momentos en que se siente desbalanceado entre si es mejor como FPS o MOBA. No tenemos mucho contenido como Historia y en las misiones PvE, será un martirio que alguno de tus compañeros se salga de la partida. Battleborn tienes sus defectitos, pero si llegan a pulirlos en alguna actualización, sin dudarlo, será de los mejores juegos de la temporada. Con tiempo y con una actitud adecuada por parte de Gearbox y la comunidad de jugadores Battleborn puede llegar a ser magnífico, pero esto tomará un poco de tiempo.