¡Titanfall 2! ¡Sí que sí! ¡Titanfall 2! ¡Ven a mi!

El éxito de Titanfall tuvo que haber sido descomunal para que Respawn Entartainment y EA Games decidieran mandar “al quinto infierno” la exclusividad con Microsoft y lanzarse al mercado multiplataforma: más de 10 millones de copias vendidas. Sí fue un éxito por lo visto.

Pero el triunfo de un juego no reside en la cantidad de unidades vendidas, el triunfo de un juego está en nuestros corazones y su comunidad gamer. Agárrense de las manos mis amigos y emprendamos una mágica aventura de sueños espaciales y titánicos donde elevaremos nuestras plegarias a los desarrolladores implorando una lista de deseos que no vemos nada difíciles de que se cumplan.

Y diche achí (sic extremo).

1. Borderlands ya lo hizo. Ustedes también pueden. Saben de lo que hablo y no se hagan que la virgen les habla: pantalla dividida para hasta cuatro compas en una sola partida cooperativa. Tiene sentido. No me vengan con cuentos pues sí es viable.

2. La adrenalina me ha alcanzado niveles estratosféricos al jugar en línea, pero siempre es necesario aventarse un modo historia local, sin estar conectado al internet y por supuesto donde podamos en momentos descansar de la acción inagotable del multijugador. Inventen algo mamufo, no nos importa, el chiste es una historia con buena narrativa que nos haga enamorarnos más de la saga.

3. Ya vimos una espada siendo blandida por la mano de un titán en el teaser de hace unos meses. No vayan a salir con la jalada de que es una especie de Optimus Prime, o en su defecto, por favor agreguen otras armas como chacos, batones, navajas, látigos o algo por el estilo; vaya, que no caiga nada más en las clásicas katanas para clavarlas en el titán rival. ¡Metan variedad al asunto pues!

4. Artillería pesada en equipo para atacar a los titanes. No empiecen con que no suena fabulosa la idea de conjuntarse y armar entre dos o tres una arma bastante potente para derribar o mal herir a un gigante de acero, olvidándose de las armas pesadas con las que cuenta Titanfall. Sí son buenas, no es que no lo sean, pero agregar ese factor de trabajar en equipo lo hace todavía más intrigante. ¿No fue buena idea? ¿No? Veo manos levantadas que dicen lo contrario.

5. El punto número cinco es básicamente algo que todos queremos y pedimos a gritos, no es nada nuevo: menor tiempo de recuperación para poder pedir un titán. Sí es probable que se armen una remambaramba monumental al haber tantos titanes a la vez, pero… ¿No el nombre del juego es Titanfall? Queremos ver diez, no… 15. Tampoco. Mil millones de titanes peleando al unísono en el pandemonio más hermoso jamás visto con partes mecánicas saliendo por todos lados así como derramando aceite por doquier. Idea del millón de dólares.

6. Respawn, visualicen esto: ustedes jugando un poco de Diablo III y aprendiendo de la manera en que podemos modificar la armadura de nuestros héroes. El punto que quiero poner sobre la mesa es, permitan una mayor y más profunda modificación de los titanes para tenerlos a nuestro gusto y vernos bien malditos agresivos contra el rival. Y el punto número 6.1 que no puede separarse de este inciso es: modo fotografía para hacernos unos fondos de pantalla para la PC, celular o tablet con nuestro titán modificado a nuestro gusto para que se vea machín perrón. El que diga que esta idea es mala, pues que gacho.

7. Es obvio lo que viene a continuación. Necesitamos más armas con muchos más modificadores al estilo de The Division, con el fin de hacer al arsenal mucho más rico y más al gusto y necesidad de nosotros. No sólo con las tarjetas que uno iba ganando y ya.

8. Ya que estamos en solicitudes a las cuales ni caso nos van a hacer, no vendría mal darle una bienvenida como se merece a los nuevos jugadores de Titanfall, es decir, servidores multiplataforma, como haría el buen Rocket League para hacer una mezcla macabra y los que ya dominamos esta chulada de título, les demos lecciones gratuitas a los que apenas van llegando. Sería masiva la cosa.

9. Hay varios miles de coleccionistas compulsivos como un servidor que estaremos a la espera de un anuncio sobre la edición de lujazazo que contenga mínimo una estatuilla. Ya hicieron una pero que honestamente fue una bronca conseguir en varias partes del mundo, pues al parecer pedían la fe de bautismo junto con una carta firmada por el tatarabuelo solicitando se nos vendiera dicha edición. Ahora la queremos nuevamente pero con mayor facilidad de conseguirla. Tengan tantita decencia, no la amuelen. Nosotros nos preocupamos por vivir con un riñón nada más.

10. Y ya para terminar mi lista, me pondré en mis zapatos de fanboy de PlayStation y pediré una lista de trofeos bien pensada, bien diseñada y con la intención de que pasemos horas enteras frente al televisor sufriendo y divirtiéndonos cumpliendo objetivos reales y no repetitivos. Olvídense de esos “mata a dos millones”, “sube a nivel doscientos mil”, “corre por las paredes un total de 1000 kilómetros”. Es decir, no nos hagan jugar por el simple hecho de cumplir un numerito para un platino, hágannos jugar por el hecho de lograr una meta bien establecida y no tan azarosa como a veces se podría pensar.

Titanfall fue la razón por la que me compré un Xbox One. Ni siquiera Halo. Fue Titanfall. Por su competitividad, sus gráficos, armas, concepto, manera diferente de exponer una batalla campal, por muchas cosas es para mi el mejor juego que deberíamos tener en nuestra consola de Microsoft. Y espero con toda mi alma que la segunda parte sea dos veces más buena y no se quede en el olvido.

¡Échenle ganas Respawn!