Ballistic Overkill | Reseña

A las chicas les gusta el Ammo r. Bienvenidos una vez más, el turno de esta reseña es para el juego Ballistic Overkill, del estudio independiente brasileño Aquris Game Studio, un first person shooter que tiene de todo un poco, clases, armas y aspectos. Con cerca de 6 millones de jugadores en su versión free to play de Facebook y llegando a las setenta y cinco mil copias vendidas para la versión completa, es sin duda uno de esos juegos que tienen que probar si lo que desean es tener una buena sesión de gaming tratando de sobrevivir, o atacando a todo lo que se mueva.

1,2,3 A LEVELAR

En Ballistic Overkill tenemos que subir de nivel, tanto nuestra cuenta como el de cada uno de los personajes, cabe mencionar que son 7 clases con perks o habilidades que se van desbloqueando cada que subes de nivel. No obstante, puedes cambiar de personaje dentro de cada una de las partidas, dando una versatilidad de cómo afectan en el juego.

ELIJO SER EL GUAPO

Las siete clases que hay son: Marksman, Wraith, Vanguard, Berserk, Shadow (utitos), Tank y Grenadier. Como mencioné antes cada uno tiene un paquete de skills que los hace únicos en modos de juego diferentes.

Marksman: ¿Leon eres tu? Esta clase es un semi francotirador con habilidades de soporte, tiene visión aumentada del mapa y contribuye a ser uno de los que sube con facilidad en el juego, muy bueno para empezar.

Wraith: Los francotiradores, la clase que puede hacer más fácil un tiro a la cabeza desde grandes distancias, no lo detecta el radar enemigo y se vuelve invisible si se queda paradito, sin moverse.

Vanguard: ¿Murphy eres tu? Esta clase tiene mucha vida, un gran arsenal para combatir y su habilidades lo mantienen más tiempo en juego, ya que regenera su vida y puede reponer su munición al pasar por un cadáver (buitreeee).

Berserk: Guts se quitó la espada O.o. Esta clase es para los desenfrenados, a los que les gusta matar y seguir matando, entre más mejor. Cada que obtiene un asesinato su resistencia al daño se eleva, su daño se amplifica y recarga más rápido, un completo loquillo.

Tank: El nombre lo dice verdad ¿VERDAD? Cabe mencionar que es lento, soporta explosiones, balas, disparos a la cabeza, insultos y aparte es inmune a las cuchilladas por la espalda, un maldito Behemot, lo oirás reírse mientras todos tratan de matarlo.

Grenadier: el loquillo del grupo, tiene resistencias a las explosiones, es pirómano y con el te la pasas bomba. Una clase divertida pero muere con facilidad, así que tienes que jugar inteligente.. o no.

Shadow: Esta clase se hace invisible cuando corre y el daño de las cuchilladas por la espalda es altísimo, puede dejar clones de sí mismo mientras corre así que es difícil a veces acabar con el. Algunos con tendencias raras disfrutan mucho jugar con esta clase.

SÓLO VINE DE COMPRAS

Hay 10 mapas en Ballistic Overkill, posiblemente metan más en las próximas versiones, pero son suficientes para pasar el rato probando qué clases son mejores en los diferentes escenarios.

Además tenemos cuatro modos de juego:

– Team deathmatch: por equipos, malos contra locos, el grupo ganador es el que haga más puntos o muertes.
– Free for All: cada quien ve por sí mismo, todos contra todos, un poco más caótico.
– Capture Points: Hay diferentes puntos en el mapa y tendrás que mantenerlos para juntar puntos y ganar el juego, fácil, pero lleno de muertes sin sentido.
– King of the Hill: hay una zona gigante al centro del mapa y entre más tiempo pases dentro más puntos para ganar, no importa si estás escondido y contando tus balas para matar al incauto que logre encontrarte.

MEEEDICCC

En el juego existen lugares con paquetes de curación, ten cuidado, ya que habrá francotiradores esperando a que se te ocurra ir a buscar uno de estos objetos de supervivencia.

Pareciera que Ballistic Overkill es algo genérico de otros juegos FPS, pero te aseguro que subiendo niveles obtendrás armas y habilidades haciendo más entretenido el perfeccionar una clase, no se diga todo el título. Frenético, estresante, casual, cualquier oportunidad para jugarlo es buena y el motivo también, al final del día preferiría matar con bombas a mis oponentes que recordarles a su madre.