El seductor | Crítica

Llamada originalmente The Beguiled se trata de una cinta de drama remake de la homónima de 1971 y a su vez, basada en la novela de mismo nombre (también conocida como A Painted Devil) por el escritor Estadounidense Thomas P. Culliman. El seductor está dirigida, producida y adaptada por Sofia Coppola y protagonizada por un gran elenco, conformado por Nicole Kidman, Kirsten Dunst, Elle Fanning y Colin Farrell.

LA HISTORIA

El seductor, nos transporta a la Guerra Civil Estadounidense de 1864, allí seremos testigos de una historia dramática sobre un herido de guerra llamado John McBurney (Colin Farrell) quien es transportado para curar sus heridas a un colegio sólo sólo mujeres. Quienes inicialmente se debaten entre tomarlo como prisionero, pero desisten y se concentran en ayudarle a mejorar su pierna herida. Finalmente la tensión llega cuando McBurney se inmiscuye en una especie de juego de seducción con las protagonistas Martha (Nicole Kidman), Edwina (Kirsten Dunst) y Alicia (Elle Fanning) quienes inicialmente compiten por llamar su atención, hasta que se desata un caos de sospechas y malos pensamientos, que hunden a McBurney entre el escape a la guerra (pues no desea regresar) y la tragedia.

Llevándonos por una serie de buenas actuaciones llenas de tensión y drama, El seductor empuja al espectador a través de una narrativa que parece no mejorar para sus personajes, es decir, es una historia que va a más, que nos lleva al borde hasta que todo es inevitable, cuando cada protagonista es casi cómplice de los sucesos de los que somos testigos, hasta que prácticamente es demasiado tarde, obteniendo un punto final que seguramente no los dejará indiferentes.

IMPECABLE FOTOGRAFÍA

Aún contando una buena historia por medio de un casting muy bien desenvuelto, la cinta se ayuda mucho de la gran puesta en escena, con una serie de vestidos, ropas, lugares y fotografía casi perfectas, con una paleta de colores que saben imprimir de manera especial sobre lo que viven sus personajes, la época e incluso su manera de sentir todo ese drama dentro de un colegio que parece encerrar deseos frustrados, emociones desbocadas y pensamientos recatados. Sin duda El seductor es el ejemplo de que una buena presentación puede ayudar mucho a una película.

¿A MEDIO CAMINO?

Universal Pictures y Focus Features entregan con El seductor una cinta envuelta en un tenso drama lleno de amor, deseos y traición, sin embargo, para el estilo de historia, todo es recatado, sin tomar riesgos y correcto, para los que vieron la original de 1971 protagonizada con Clint Eastwood y Geraldine Page, quizá no sientan este remake “adaptación” tan necesario o valioso como para retomar la historia y contarla de nuevo para el cine de hoy en día, sin embargo si no conocen el material original es probable encuentren un largometraje llamativo y ajustado, si lo que buscan es ser testigos de una historia melodramática.