Guardianes de la Bahía | Crítica

Para todos aquellos que vivieron en los 90’s, seguro recordarán la icónica serie de Baywatch o para Latino América, Guardianes de la Bahía, aquella serie que nos robó más de un suspiro por sus provocativos trajes de baño y por poner el estándar de hombre musculoso en la playa. Pues bien amigos adultos y/o jóvenes promiscuos, Baywatch está de regreso en las salas de cine de la mano de actores como Dwayne “The Rock” Johnson, Zac Efron, Alexandra Daddario, entre otros.

THIS IS BAYWATCH

Cuidando la historia original, Baywatch trata de un grupo de protección costera cuya principal función es cuidar que nadie se ahogue o se roben cosas de la playa. Pero claro que un ex-teniente militar como Mitch (Dwayne Johnson) no se conformaría con esto, empezando una investigación contra unos posibles proveedores de droga. Todo empieza como cada año con el reclutamiento del nuevo miembro del grupo Baywatch, aquí es donde nuestro amigable Matt (Zac Efron), ex-campeón olímpico de natación y recomendado para formar parte del equipo Baywatch, llega para tomar el lugar que él piensa que se merece dentro del equipo, para su mala suerte se topó con una roca… ¿entendieron? Roca, por Dwayne… bueno, no.

Tras involucrarse en una serie de sucesos, con drogas, armas, la policía, una morgue y muchos fuegos pirotécnicos, Matt se da cuenta (como en todas las películas de Zac Efron) que tiene que madurar, tiene que dejar de ser el clásico galán descerebrado, para convertirse en una persona de bien.

MIS NUECES ESTÁN ATRAPADAS…

Hay que recordar y reconocer que Guardianes de la Bahía es una cinta para mayores de edad, todas las escenas, así como los chistes, son subidos de tono acorde a lo sucedido en la película. Todos los factores se alinean a la perfección para realizar buenos chistes, playa, hombres y mujeres con cuerpos envidiables y el clásico gordito bonachón que jamás se rinde por lograr entrar al equipo de los Guardianes de la Bahía. Todo esto se une a la perfección con la historia para darnos 2 horas de risas por chistes y albures.

La dupla entre la rudeza y sarcasmos de Mitch, junto a la torpeza de Matt se enlazan a la perfección para mantenernos al borde de la carcajada. Pese a esto, hay que aclarar que muchas escenas chistosas no aportan nada a la historia y simplemente están en la cinta para hacernos reír.

Por desgracia, la cinta no llega a equilibrar la seriedad de una trama policiaca con los chistes sexuales de un grupo de hombres y mujeres bien parecidos. De hecho, las escenas de acción que se llegan a ejecutar, quedan a la deriva del “necesitamos más”, marcando solamente que los Guardianes de la Bahía están para salvaguardar la costa.

UNA TRAMA DESPERDICIADA

Hay que aceptar que la historia que busca seguir Guardianes de la Bahía es muy bien planteada, aunque mal desarrollada por querer destacar los atributos personales de cada personaje. Es un poco ridículo el ver a un grupo de salvavidas queriendo jugar a los detectives, pero al final de cuentas es una película y esa es la magia detrás de ella.

Algo que me gustaría mencionar, aunque personalmente no le doy mucha importancia por el tipo de película, es la pobre calidad de CGI que utilizaron en algunas escenas. Ya sé, ya sé, Guardianes de la Bahía se trata de ver cuerpos esculturales y reírse de la torpeza de ellos, pero bueno, creo que por presupuesto pudieron echarle un poco más de ganas a esas escenas digitales.

EN CONCLUSIÓN

Si lo que buscas es reírte tras romper con tu novia/o, o estás muy deprimido y buscas reírte sin razón alguna, o bien, te quieres echar un taquito de ojo, Guardianes de la Bahía es la película ideal para ti. Tendrás dos horas de carcajadas sin sentido, y pues bueno, salen todos los estereotipos de playero americano.

Estelarizada por Dwayne Johnson, Zac Efron, Alexandra Daddario, Priyanka Chopra, Kelly Rohrbach, Ilfenesh Hadera y Jon Bass, Guardianes de la Bahía nos entrega la dosis exacta de comedia, un poco de acción y sobre todo… ¡slo-mo!

¡Ah! Por cierto, para todos aquellos que vieron la serie original y quieren volver a ver a Pamela Anderson, Guardianes de la Bahía es la película que deben de ver.