Valkyria Revolution | Reseña

La saga de juegos de Valkyria ya tiene un tiempo en el mercado, dejándonos una gran cantidad de títulos apareciendo desde el PS VITA, PS3 y ahora llega a la nueva generación con este Valkyria Revolution.

Valkyria Revolution es desarrollado por media vision y publicada por nada más y nada menos que por Sega, es de más decir que esta saga desde sus tiempos de Chronicles ha tenido un recibimiento positivo dentro de la prensa y la comunidad amantes de los JRPG ya que sus mecánicas e historia son bastante interesantes.

NUEVA HISTORIA

Valkyria Revolution nos trae una nueva historia un tanto más profunda y compleja, se desarrolla dentro de esta Europa ficticia, en tiempos de guerra. Jutland es un país que está bajo un bloqueo económico por parte de Ruzhein, bloqueo el cual llena de problemas al pueblo de la princesa Ophelia, y ella está decidida a defender a su gente de cualquier manera, es por eso que acepta la ayuda de un grupo de insurgentes liderados por Amleth. Esta guerra como todas está justificada sobre un elemento fundamental para la sociedad de ese tiempo, en esta ocasión será un mineral llamado Ragnite, el cual básicamente como el petróleo es el que hace que todo funcione en estas sociedades, es la energía principal que maneja este mundo. La trama está contada de una forma un tanto interesante, ya que se desarrolla como una historia narrada por una mujer a un joven al cual toma nota de cada palabra tratando de entender cómo es que se desarrolló todo en esos tiempos tan difíciles para el pueblo de Jutland.

CARACTERÍSTICAS

La serie de juegos Valkyria es conocida por sus historias bien contadas y complejas, y aquí en Revolution llevan esto a un nivel aún más arriba, solo que no digo esto como algo totalmente acertado, ya que el título al querer contar una historia épica, una historia sobre los acontecimientos bélicos de dos países en conflicto, exageran, al tener cinemáticas interminables con diálogos complejos, sobre estrategias y conceptos diplomáticos, claro que no estoy diciendo que no pueda entenderse una historia así, pero la cantidad de tiempo invertido a explicar cómo se desarrolla todo esto es ridícula, dejando nada más que un sentimiento de hartazgo, y para añadir la cereza al pastel, todas estas cinematicas están acompañadas de pantallas de carga que aunque no duran mucho, en cantidad cansan, cortando de por sí ya las pocas ganas de continuar “jugando” al título.

MECÁNICAS

Las mecánicas del juego evolucionan, al ser un JRPG sabemos que como muchos últimamente han hecho, dejan a un lado la estrategia por turnos para dar paso a la estrategia táctica, olvídense de esos tiempos dorados que tanto aportaron al mundo de los RPG que se llevaban por turnos y planear muy bien tu siguiente movimiento; en Revolution esto se deja de lado para implementar un modo táctico y libre de atacar cuando más te sea conveniente.

En los momentos en que podamos por fin tener el control de nuestros personajes y JUGAR de verdad (recalco esto porque en verdad parecen eternos los tiempos en los que entre escena y escena lleguemos a jugar de nuevo) tendremos el control de un grupo de ataque que está conformado por el personaje que controles y otros tres, los cuales también puedes controlar cuando gustes, desde ataques principales con el arma que lleve tu héroe, hasta los clásicos ataques secundarios, con magias y armas secundarias como granadas y rifles.

Debo decir, es una pena que el gameplay sea tan poco aprovechado, pues se siente bastante divertido y fluido el modo en que cada batalla es llevada a cabo, dejando de lado la inteligencia artificial, ya que al no controlar a tus compañeros, estos carecen de gran decisión, interponiéndose en ataques enemigos recibiendo un daño directo o desperdiciando sus movimientos, en ocasiones la pantalla es un total caos dejando a gran cantidad de personajes concentrados en una misma zona. Esto se puede controlar un poco ya que podrás dar la orden a tu equipo de llevar acabado una formación ofensiva, defensiva, si atacar en solitario o en grupos, pero aun así con estas opciones por momentos se pierde el control sobre lo que estamos tratando de hacer.

MEJORAR A TUS PERSONAJES

Conforme avanzas por el prólogo, el juego te deja claras las posibilidades que tienes de mejorar tanto a tus personajes como tú armas, magias y habilidades, y claro como buen RPG necesitarás objetos, elementos y dinero para poder lograr todo esto.

Con cada batalla que logres ganar igual tus personajes irán subiendo de nivel, cargando tus ataques más rápidos y propinando golpes más letales a tus enemigos.

ASPECTO VISUAL

El juego luce bastante bien, los contrastes de color son bellos, obviamente el arte no cambia mucho a los demás juegos de su género, escenarios muy coloridos llenos de vida, un contraste entre una Europa ficticia industrializada pero con elementos naturales, mezclados muy homogéneamente.

Un punto negativo es que al ser escenarios muy bellos, no aportan en nada ya que estamos en control de nuestros personajes, no se pueden usar a tu favor más que unos pequeños elementos para ocultarse o cubrirse, pero no ayudan para nada a nuestra táctica de combate, se siente sin vida cómo si sólo fueran un lienzo muy bien hecho pero estático.

CONCLUSIÓN

Valkyria Revolution es un intento fallido para que la saga por fin de ese salto que tanto ha buscado de volverse un éxito comercial, el querer llegar a más jugadores amantes del género, no dejando por descontado a todos esos fans que con el tiempo ha ido adquiriendo.

Desde cinemáticas largas y les digo en serio largas y cansadas por momentos, muchas veces hasta se pierde el interés sobre la historia que claro está es interesante, diálogos sin vida y vacíos, personajes inexpresivos, todos estos factores terminan por dañar un modo de juego al cual si se le hubiera dado más protagonismo hubiera sido muy interesante.

Un punto importante para algunos jugadores es que el título no está localizado al español, solo podrás escoger entre japonés e inglés con subtítulos, queremos creer que en estos tiempos, esto no es un problema para muchos, pero debemos entender que mucha gente sigue sin dominar el inglés, y tener un entendimiento avanzado sobre este es fundamental para comprender diálogos tan específicos que el juego maneja.

Al final no se sabe si estás jugando a un título de RPG o estás viendo un anime, y créanme si lo de ustedes es querer JUGAR a un JRPG les recomiendo que mejor busquen por otro lado, ya que Valkyria Revolution se siente más como un anime interactivo que por momentos deja al jugador al mando de algo que se siente fue hecho solo para que disfrutes de una historia bien contada.