Arca’s Path | Reseña

“Juego para realidad virtual… quién lo quiere?” cuestionó mi querido RP. Y después de un exhausto análisis de quién debería reseñar Arca’s Path, el ganón fui yo gracias a mi gran experiencia en estos juegos… Y además porque soy el único con PlayStation VR de todo el equipo.

CARAS Y GESTOS

Arca’s Path es un juego diseñado para ejercitar los músculos faciales, así fue diseñado, así lo hicieron y quedó un gran título de ejercicios faciales.

A ver perdón, me están informando que Arca’s Path no es un juego de ejercicios faciales. Pero cómo? Según es de plataformas en realidad virtual. Yo me acuerdo muy bien que es de una pelotita que debe llegar a un final en un camino sinuoso y con obstáculos, pero sobre todo con el riesgo de caer al vacío, y conforme uno sortea estos mapas, abriremos más capítulos de una rara pero tierna historia precisamente sobre la realidad virtual. Pero es en efecto la mecánica de juego la que nos hace mover la cara como no tienen idea. Les explico acá abajito.

Dream Reality Interactive le exprime el jugo al casco del PlayStation VR de manera correcta aunque no del todo, sin embargo la física y las matemáticas que le avientan son genuinamente fabulosas. Dicha pelotita que debe atravesar los trechos, se mueve de acuerdo a nuestra cabeza por lo que es imperativo ser sumamente cuidadosos con nuestros movimientos, sacudidas, giros, cabeceos y todo tipo de reacción que implique a esa pelotita moverse. Si uno no tiene cuidado y sobre todo un control absoluto de su cuello, caeremos al fin del mundo o en su defecto tomaremos direcciones no deseadas, perdiendo tiempo, avance o incluso los preciados cristales.

Andar por el mapa no es solo el objetivo de Arca’s Path, sino recolectar esos cristales que nos abrirán la posibilidad de retomar el episodio en modo “Time Challenge”, con el que nuestro propósito es recorrer el mapa en el menor tiempo posible, asunto nada fácil pues los movimientos de la esférica son en retraso con los nuestros, por lo que el control de la misma no es sencillo como suena. Así que ahí está el motivo de porqué digo que es un juego para ejercitar la cara, pues los gestos estarán a la orden del día gracias a la frustración -en incontables ocasiones- que se provoca de no poder continuar o verse metidos en líos para salir de algunos laberintos.

Debo dar un aplauso tremendo a Arca’s Path por el gran diseño de niveles, en los cuales no solo tienen su camino bien trazado hacia la meta, sino que también nos ponen bifurcaciones para ir a conseguir cristales en puntos donde no se puede avanzar más, y deberán regresar nuevamente con la terrible noticia de que quizá la cámara no es de gran ayuda, pero de eso se trata Arca’s Path, de sufrir un mucho en cada travesía pero siempre de manera ligera y pasable, sobre todo porque así el reto se disfruta al por mayor.

En cuanto a la parte gráfica podemos ponerle una nota alta, no quiero exagerar pero los escenarios son muy bellos y con atractivo visual respetable, sobre todo porque no son estáticos y conforme uno va descubriendo algunos recovecos aparecerá vegetación sencilla pero agradable, aunado a los raros objetos que forman parte de la decoración, nos encontraremos con una visión abstracta genial y que combina a la perfección con el sonido y la música diseñados para concentrarnos y no perder de vista el camino, no tanto así el objetivo, pues ese no es visible sino hasta que está frente a nosotros. Una manera muy original de mantener nuestra atención.

VEREDICTO

Sí tiene un detalle Arca’s Path por lo que no puedo considerarlo un obligado en la biblioteca de su PlayStation 4: la lista de trofeos es buena pero no cuenta con credenciales suficientes para hacerlo acreedor a un platino, por lo que quizá pierda un poco de interés aquel que sea cazador de trofeos, como un servidor. Creo que pudieron haber metido un poco más de coleccionables, más accidentes para provocar logros y con ello una lista de galardones mucho más nutrida y así darnos la posibilidad de pelear por ese máximo trofeo.

De ahí en fuera, este ejercitador facial -me vale, así le voy a seguir diciendo- es digno de darle una oportunidad y ponerse el reto de completarlo, mientras graban su rostro para después reírse de sus caras cajetas.