City of Brass | Reseña

Amantes de los juegos complicados y desafiantes les tenemos noticias y muy buenas, pues después de una larga espera, ahora City of Brass está al alcance de las consolas Playstation 4, Xbox One y Steam en PC para que podamos disfrutar de este título y querer evitar morir más de una vez; como siempre aquí en kopodo explicamos todo lo que deben saber sobre este juego desarrollado por Uppercut Games (equipo que trabajó en Bioshock y Bioshock 2) y que por cierto, basado o inspirado en las historias de Las Mil y Una Noches.

PRIMERO LA HISTORIA

Imaginen que se encuentran en medio del desierto y se topan con una lámpara mágica; sí, de esas como la de Aladdin, pero en vez de un genio azul alegre y simpático, nos vemos cara a cara con uno color rojo, amargado y muy malvado. Bueno, pues este genio les dará toda la riqueza y poder que deseen pero para obtenerlo obviamente tendrán que arriesgar la vida más de una vez, y mientras enfrentan horrendas criaturas para así, lograr llevarse todo el botín, ¿están listos para semejante aventura?

JUGABILIDAD, NIVELES Y PERSONAJES

City of Brass es un juego en primera persona , pero no como la mayoría, pues aquí tenemos un látigo y armas de filo; en esta aventura tendremos la oportunidad de ser un avariento ladrón en medio del desierto a punto de emprender una gran aventura por ese tesoro. A lo largo del trayecto nos iremos encontrando con enemigos cada vez mas y mas fuertes, y sumándole a ello cabe decir que solo contamos con una vida (sí, una sola) y pocas barras de salud, esto es lo que hace al título muy interesante ya que tenemos el sentimiento continuo de no morir (obviamente) y de tener la urgencia por terminar los escenarios mientras somos prácticamente bombardeados por hordas de criaturas con un solo propósito, acabar con nosotros. Por fortuna, a lo largo de estos niveles podremos ir mejorando nuestras armas, habilidades e incluso poder curarnos un poco, pero claro, a cambio de oro. Y ya dije que somos avaros, así que duele… pero duele más perder así que…

Los enemigos a pesar que son esqueletos y lucen en primera instancia igual, todos tienen habilidades diferentes, desde ataques cuerpo a cuerpo, ataques a distancia y muy peligrosos ataques masivos. Todos ellos se interpondrán en nuestro camino para asegurarse de que no lleguemos al premio gordo.

¿Ya dije que encontraremos oro en nuestro camino? Pues si. A lo largo de los mapas hallaremos oro, y útiles mejoras para nuestras armas pero aquí viene lo más interesante, cuando mueren, no tenemos la opción de continuar en el nivel que quedamos, así que deberán REINICIAR desde el nivel 1 y sin nada de oro ni objetos mejorados, así como dios los trajo al mundo (o casi). Esto hace de City of Brass un juego algo sin duda desesperante, porque los niveles no se suelen repetir, todos suelen ser aleatorios, o generados de forma procedural (lo cual brinda partidas únicas todo el tiempo), pero cabe destacar, que incluso si les gusto mucho un nivel, tenemos la opción de anotar el número de semilla para que la introduzcas y de esta forma lo podamos visitar. Lo cual está genial.

QUE BONITOS GRÁFICOS

City of Brass maneja un diseño tipo toon, pero muy bien modelado, con colores llamativos, que hacen de cada diseño algo entretenido, lo cual como dije, se añade a la lista de que tenemos niveles procedurales, así que está asegurado que tengamos unas buenas sesiones de juego. Las texturas por su parte son tienen una buena calidad, y continuamente vemos el gran detalle de construcción y elementos del entorno como barriles, cajas, trampas y por supuesto muchos enemigos, los cuales si dejamos que se nos junten, seguro nos matarán.

Hablando de la inteligencia artificial es importante mencionar que presenta unos enemigos bastante inteligentes, con patrones de movimiento que nos pueden orillar a la desesperación, ya que nunca se quedan parados y ya (por decirlo de una manera) si no que nos buscarán e incluso nos rodearán para acabar con nosotros. Y si no estamos al pendiente o si nos distraemos. Bueno, ya saben lo que pasa.

City of Brass es de esos juegos que sacarán lo mejor de ti, o te harán enojar un “poquito”, su nivel de dificultad es amigable, pero sus enemigos no. En Kopodo se los recomendamos si es que les agradan los buenos retos, y además si son de los que buscan sacar una partida perfecta.

En realidad este juego puede que no te sorprenda a la primera pero al menos en Kopodo, lo recomendamos si es que te gustan los retos tochos, de esos que debe ser casi una partida perfecta.

Reseña realizada por Isaac Darío González