Fluffy Horde | Reseña

Quién iba pensar que un montón de conejitos haría tantas locuras. Fluffy Horde es un divertido juego de estrategia y acertijos en tiempo real para Steam, Humble Store y GOG.com, que combina elementos de “defensa de la torre” con acción en 2D y un sistema de control sumamente sencillo.

Desarrollado y publicado por Turtle Juice y con un precio de tan sólo $9.99 USD, el juego para PC, Mac y Linux, nos transporta a un reino medieval lleno de magia, y un shaman con ganas de destruirlo todo y a todos al invocar una horda de esponjosos conejitos que no se detendrán y llegarán en oleadas. Y tengo que decir, que algunos de ellos explotan.

UN TIERNO GAMEPLAY

Sin duda el punto más llamativo de Fluffy Horde son sus gorditos protagonistas, cientos, miles de conejitos de muchos colores y tamaños que acaban con todo a su paso; así que es tarea nuestra el saber usar nuestros recursos para ganar monedas y gastarlas creando diferentes tipos de soldados, a los cuales por cierto, también les podemos subir de nivel. Todo esto se maneja en tiempo real, así que debemos ser rápidos pues en un par de segundos y si no tenemos cuidado, podemos ver todo destruido o lo que es peor, vernos abrumados por una oleada casi infernal de conejos. O sea, podemos perder de estas dos formas en cada partida.

Otro aspecto a llamar la atención es que gracias a unos controles sumamente sencillos, en los que sólo debemos apuntar y hacer click en nuestras tropas o para dirigirlas a alguna parte de nuestro escenario, Fluffy Horde se enfoca en un gameplay que puede ser repetitivo pues básicamente lo único que estaremos haciendo es defender molinos, terrenos de siembra y más, de las esponjosas hordas; sin embargo por malo que esto suene, en realidad hace al juego bastante divertido pues comenzando por el carisma y gracia de las gráficas, nuestra aventura sin duda nos entregará momentos emocionantes, en los que debemos de usar de nuestro ingenio para contrarrestar a los terribles enemigos. Por ejemplo, además de usar nuestra infantería, podemos activar puentes levadizos para lanzar por los aires a los conejos y hacerlos caer en acantilados. Como dije, todo esto y más sucede en tiempo real, y las hordas crecen a una velocidad abrumadora, así que más vale ser inteligentes y cautelosos. Perder es sencillo en Fluffy Horde, y ganar nos lleva a adquirir diferentes medallas por retos especiales de cada nivel.

GENIAL PRESENTACIÓN

Fluffy Horde está acompañado de una buena banda sonora ideal para la aventura, además el trabajo de voz o del narrador es bastante llamativo y da un grado más de personalidad a las tiernas gráficas presentadas en arte de píxeles, finalmente los diálogos que escucharemos son por decir, muy creativos y llenos de humor, lo que hacen cada sesión de juego en algo divertido para todos. Además ¿mencioné que tenemos multiplayer online para dos jugadores?

PARA CINCO MINUTOS O CINCO HORAS

Entre todas las cosas buenas que ya he mencionado, hay que destacar que Fluffy Horde es de esos títulos que pueden ser jugados por cinco minutos, mientras estamos en algún descanso, o simplemente por horas y horas, mientras perfeccionamos nuestra estrategia de combate; esto logra que el juego sea adictivo, ya que se puede disfrutar en cualquier momento, y además inmersivo, pues cada nivel o escenario es un nuevo reto lleno de humor y unas físicas bastante divertidas. Sin duda Fluffy Horde es para cualquier tipo de público.