Venom | Crítica

Bajo la dirección de Ruben Fleischer, quien en su repertorio tiene comedias como Zombieland, 30 Minutes or Less, o el drama Gangster Squad, llega a la pantalla grande Venom, una adaptación (entre comillas) del popular personaje de Marvel Comics aparecido por vez primera en 1984 y que anteriormente vimos en el cine interpretado por el actor Topher Grace. Dicho esto, si eres un público con esa referencia de Venom, entonces seguramente te gustará mucho esta nueva versión interpretada por Tom Hardy, ya que entre lo que se podría decir bueno de la película… representa mejor al popular anti-héroe.

ES PG-13

Para comenzar hay que tener muy en claro que Venom es una cinta clasificada PG-13, o para adolescentes y adultos, lo que quiere decir que no encontraremos dosis de sangre por litros, gore, lenguaje demasiado obsceno, desnudos y todo lo que se les ocurra que no va dentro de esta categoría.

Asimismo la historia es muy, muy simple, muy fácil de digerir, sin complicaciones, sin trasfondos, sin un drama marcado, sin fuertes motivaciones, etc. Y no, no quiero decir que porque seas un niño de 12 o 13 años seas tonto (por no decir otra palabra), a lo que me refiero es que Venom no se intenta complicar en lo absoluto, es simplemente un espectáculo meramente visual que sólo desea entretener sin llegar más allá. Lo cual hasta cierto punto es bueno, pues garantiza que lo único que debes hacer como espectador es comerte tus palomitas, nachos o lo que gustes de dulcería, y sentarte en la butaca para ver un alienígena que golpea gente malvada, y un villano de su especie. Mientras actúa de forma jocosa, chistosa y nos cae bien. Sí, Venom es así como un personaje bonachón, buena onda, que entre algunas burlas y un cierto bullying, desea hacer el mundo mejor.

Y ya, eso en pocas palabras es Venom. No intenten buscar más porque no lo hay, no existe, y no se intenta demostrar en la cinta.

CLARO QUE SI TE PONES A PENSAR… COMO TODO BUEN SER HUMANO

Venom presenta una historia con personajes planos, con motivaciones “sacadas de la manga” y que son arrastrados por sucesos “entregados de la mano”, es decir, escenas totalmente simples que llevan de un punto a otro y que ofrecen respuestas inmediatas sin ningún tipo de desarrollo. El guión de Venom es tan ligero y básico que casi es inexistente.

Y aún así, tiene enormes fallos, agujeros en la trama que nunca son explicados; y no, no me refiero a uno que otro error que se coló entre la mesa de los escritores y la edición. No, me refiero a que hay gigantescos agujeros, “socavones” narrativos en gran número que están allí, como si a nadie le hubiera importado. Claro, no puedo ahondar en esto porque sería entrar en spoilers. Pero dejémoslo así, ustedes se quedarán preguntando.

¿Como X personaje llegó allí? ¿Porque no revisaron X cosa? ¿No existe esto en el mundo de la película? ¿A qué hora cambió de parecer? ¿Dónde está el otro simbionte? Todo esto y un largo etc. Venom es como una casa de LEGO que te muestran armada, pero que al revisar te das cuenta que le faltan multitud de piezas, así que no sabes bien cómo la finalizaron.

Otro punto a destacar son las motivaciones de los personajes, Tom Hardy, quien muy gratamente interpreta a Eddie Brock, es quien salva la película sin duda alguna, y que a pesar de su extraña actuación, uno sabe que está haciendo su mejor trabajo, y que tiene buenas intenciones (eso es clarísimo), pero nuevamente, el guión es tan flojo, que todo se reduce a “Eddie no quiere a su parásito, pero su parásito si lo quiere a él, por lo que deben subsistir”.

Por otro lado Venom, a pesar de que la publicidad y los cómics dicen es un anti-héroe, aquí en esta película es totalmente heróico, es quien salva el día, detiene al malo y hasta salva la Tierra ¿Por qué? Pues hay una explicación en una escena con una línea de diálogo, línea que cuando escuchen simplemente no la pensarán verdadera por lo (y con todo respeto) simple y ridícula que suena. Un detalle que obviamente hará saltar de ira a los fans del cómic y que quizá encuentre bobo un público general. Claro, si sólo van por el show, por el espectáculo visual, esto no debe importarles, así como lo anterior dicho, pues repito, la cinta entretiene al 100%, y esa es su mayor y mejor característica.

Siguiendo con las motivaciones, el malo es malo y ya, él es interpretado por Riz Ahmed a quien recordamos de la cinta Rogue One: Una historia de Star Wars. Nuevamente, él hace bien su trabajo, en general las actuaciones tanto de Ahmed en su papel de villano, como de Michelle Williams (la novia de Eddie llamada Anne) son buenas y hasta decentes, pero el guión es muy flojo y lo peor que ya les dije, tiene una cantidad brutal de agujeros que no explican sucesos o detalles que den explicación y lógica a la cinta, lo cual es más malo que los villanos de Venom.

AÚN ASÍ, HAY COSAS BUENAS

En Venom no todo es tan feo, para empezar los efectos visuales en su 90% se podría decir, son muy buenos, el CGI es fantástico y el diseño de nuestro “anti-héroe” es llamativo a más no poder. La película es como un gran fanservice PG-13 con una que otra secuencia de acción realmente sorprendente; con explosiones, humo, gritos, fuego, disparos, persecuciones y todo lo que imaginen, lo cual es genial de admirar mientras comemos de nuestras palomitas, pero no lo hagan como Eddie, así… del tipo “Comegalletas” ñam ñam ñamñamñam ñamñamñam ñam (cuando vean la película lo entenderán).

De nuevo, la interpretación de Tom Hardy por lo que se le pedía para la historia es bastante buena, él es quien literalmente salva la cinta, ya que hace suyo al personaje, nunca lo vemos en una escena donde se vea sin ganas, o “chafa” como se suele decir. De los demás actores las cosas van bien de la misma manera, pero Tom sin duda alguna es quien tenía el mayor peso actoral, pues se necesitaba demostrar para la historia esta unión de los personajes Eddie y Venom, quienes deben coexistir.

¿SECUELA?

Venom tiene dos escenas post-créditos, la primera sí que tiene que ver con una posible secuela, que a pesar de todo nos gustaría ver muchísimo (con otro director y escritores por favor), y la segunda es más como un anuncio de otra producción… bueno, ¿qué escena post-créditos no es eso? En fin, si se quedan hasta el mero final me entenderán.

Si se aventuran a ver Venom piensen esto, la cinta NO es tan mala como muchos críticos la ponen, NO es una Gatúbela o algo por el estilo, pero definitivamente tampoco es buena. Lo que sí les garantizo es que se van entretener y mucho. Venom tiene una gran dosis de humor, mucha acción y mucho CGI del bueno que les hará disfrutar mientras están en la sala de cine. Pero no me hago responsable de los comentarios que tengan luego de un par de horas de haberla visto, más si son fans de hueso colorado, porque esta cinta es dinamita.

Finalmente Venom está dirigida a un público de 13 años mínimo, no sean tan amargados y pásenla bien. Claro… si esas niñas y niños también son fans del Universo Cinematográfico de Marvel, entonces ya tenemos otro pequeño problema. Creo, en lo personal, que a esta cinta le faltó enormemente Spider-Man. Creo que con eso ya se entiende todo.