Monster Jam Steel Titans | Reseña
monstertrucks-monsterjam-racinggames-thq

THQ Nordic y Rainbow Games ya tienen otro título perfecto para los fanáticos de los monster trucks, y que busquen una experiencia que mezcla una conducción arcade, con algo de complejidad y muchos trucos; aunque cabe decir, si quieren un juego de carreras con pistas muy variadas ambientadas en escenarios extremos, tendrán que seguir buscando por otro lado.

GRANDES RUEDAS, GRANDES TRUCOS

Si buscan un título con el que puedan hacer piruetas de lo más raras, mientras saltan y toman altura en rampas y obstáculos, Monster Jam Steel Titans es su juego, y lo és porque está enfocado en eso, en plasmar un escenario de competición en arenas llenas de oportunidades para hacer giros mortales y toda clase de locuras. Y pues, básicamente eso es todo, en sí, el juego tiene una muy larga lista de estadios en los que pasaremos la mayor parte del tiempo, ya sea en campeonato o en modo libre, Monster Jam Steel Titans también posee un modo de “escuela de manejo” en donde nos explican en grandes rasgos y con una serie de pruebas, las varias cosas que podemos realizar con nuestro monster truck. Fuera de eso, el título tiene un enorme mapa abierto que iremos desbloqueando mientras pasamos el campeonato y un par de pistas ambientadas en bosque… o al menos con algunos árboles. Como dije antes, si buscan correr con sus monstruosos camiones en pistas llenas de imaginación, por todo el mundo, tendrán que ver por otro lado.

Aclarado esto, si lo que buscan son licencias para jugar con el siempre famoso Grave Digger, o con El Toro Loco, Megalodon, o Zombie, están en buena hora, pues Monster Jam Steel Titans los tiene y además en varias variantes en algunos de ellos; la lista al igual que las arenas, es bastante extensa y sin duda suficiente para muchas horas de diversión mientras desbloqueamos, compramos y mejoramos vehículos. Asimismo, es importante que busquen una experiencia de estadio, con eventos de destrucción, freestyle o de vueltas en circuito, ya que básicamente son estas las modalidades que tenemos en el juego, dejando los dos cursos de bosque como un pequeño plus. En pocas palabras, el juego está completamente enfocado en entregar una experiencia tipo Monster Jam, como el nombre lo dice.

HABIENDO DICHO ESTO

Aún así, se extraña mucho que teniendo la oportunidad de poder competir con famosos monster trucks, no tengamos igualmente una buena lista de cursos en diferentes entornos que hagan más “llamativo y emocionante” todo; tan solo hay que recordar juegos como Monster Truck Madness 2 (PC), o 4 Wheel Thunder (Dreamcast) para saber que la combinación de estos monstruosos camiones y rutas en escenarios extravagantes o en terrenos extremos, es muy gratificante para el fanático de las carreras, y si a esto se le hubieran sumado algunos power ups por aquí y por allá, seguro tendríamos un clásico. En lugar de eso tenemos un título que gana por sus licencias pero que no va más lejos, y que simplemente entrega lo justo. Es decir, los camiones, y las arenas para competir.

En lo personal me encantaría que a futuro llegasen DLC’s de pistas en otros entornos, con caminos helados, rocas, desiertos, selvas y más. Creo es mucho potencial lo que se tiene aquí, para dejarlo sólo en estadios.

GAMEPLAY EXTREMO

Definitivamente Monster Jam Steel Titans no es un juego para apretar el acelerador a fondo, ya que su gameplay exige que tengamos precaución y un delicado control en el manejo; primero, hay que saber acelerar para calcular el ritmo de las rampas, y segundo, en los apartados de estilo libre (freestyle) debemos saber cómo se comporta el monster truck si hacemos determinadas cosas (acelerar, frenar, mover el thumbstick, etc). Claro, siempre podemos ser extremos y acelerar a todo lo que da el motor, y hacer girar nuestro vehículo como demente, pero más tarde en el campeonato la dificultad será tal, que tendremos que conocer bien las extravagantes físicas del título, para no quedar de últimos.

En términos generales van amar las físicas, o las van odiar; el rebote de las llantas puede ser muy fuerte, tanto así que podemos perder una carrera a unos cuantos metros de la meta; dar un giro brusco puede llevarnos a hacer un trompo tipo breakdance, o hacernos saltar por los aires. Igualmente chocar contra una roca, barda o un árbol puede sacarnos de la competencia, al menos claro, que estemos buscando realizar un asombroso truco que nos haga girar como trompo con esteroides.

TODO MUY BONITO… O CASI

Monster Jam Steel Titans asombra con sus texturas llenas de detalle, sus varias cámaras para el manejo (cabina incluída) y un genial modelado de nuestros camiones; aquí el juego es donde se defiende muy bien, pero tampoco nos podemos poner exigentes, pues no hay una iluminación dinámica, escenarios complejos, cuidados efectos de sonido, o voces de comentaristas. O sea, nuevamente, Monster Jam Steel Titans se queda en lo correcto, sin ofrecer algo mal acabado, pero tampoco entregando un juego que nos emocione con sus apartado visual y sonoro.

Sí, es obvio que extrañé mucho tener algún, o alguna comentarista en los eventos de estadio, o en las carreras, igualmente escuchar aplausos de la gente, cuidados gritos de asombro, y más. Ojalá Monster Jam Steel Titans se actualizara con más elementos, tanto de pistas variadas, escenarios y efectos de audio, pues la base del juego es buena.

AL FINAL, LO MISMO QUE EN PRINCIPIO

Depende de qué busquen con Monster Jam Steel Titans. Primero, es obvio que tienen que ser fanáticos de los monster trucks y su alocado manejo, segundo, deben tener en mente que la gran mayor parte del juego transcurre en estadios y arenas, y tercero, la mayor parte de su tiempo estarán realizando los mismos eventos una y otra vez, añadiendo más dificultad (freestyle, carrera en circuito, destrucción). Así que si buscan, como dije en el inicio, una experiencia que los lleve con sus camiones monstruo a lugares por todo el mundo, cuevas, selvas, pistas con cascadas y acantilados, y más… pues no.

Monster Jam Steel Titans cabe decir, añade muchas horas de gameplay con su larga lista de camiones y estadios por desbloquear y comprar; los monster trucks son caros y necesitan mejoras para seguir competitivos en el campeonato, así que tengan en cuenta que es de esos títulos en los que estarán corriendo muchas veces el mismo evento sólo para juntar dinero y comprar un vehículo, o mejorar el que ya tienen.