Vicious Circle | Reseña

Desarrollado y publicado por Rooster Teeth Games para PC en Steam, Vicious Circle es un FPS multijugador independiente, enfocado en partidas isométricas “cooperativas”, en las que cuatro mercenarios deben hacer frente a un monstruo; pero cuidado, sólo un jugador puede reclamar la victoria, así que aquí, es dónde llega el caos.

¡ES LA LOCURA!

Vicious Circle es sin duda alguna, una experiencia que encaja perfectamente con su título, ya que pone a los jugadores en un círculo vicioso de luchar, morir, robar y ganar, para así tratar de ganar un encuentro con el terrible monstruo, el cual como imaginaran también es un jugador escogido al azar.

De esta forma el FPS de Rooster Teeth Games lleva el cooperativo de equipos y lo convierte en un juego “no cooperativo”, idea principal del título; así el equipo de cuatro mercenarios puede trabajar en conjunto al inicio, pero siempre llega el punto (tarde o temprano) en que todos comienzan a atacarse por las espaldas, ponerse trampas o provocar que el monstruo termine matando a alguien. En principio este planteamiento luce genial y divertido, se podría decir Vicious Circle es el título perfecto para jugar con los amigos, mejor aún, que no conocen bien el juego, y comenzarlos a trollear sin sentido. El primer lado negativo es que a veces las partidas tardan en comenzar, así que esto de quedar con gente que ya conocemos es una mejor idea, a simplemente esperar que el título nos encuentre una partida.

Por otra parte la idea de 4 mercenarios vs 1 monstruo que por ejemplo ya vimos en otra entrega se aleja de una inminente copia comenzando por lo que ya mencioné, la importancia de traicionar a tu equipo, y segundo y la más importante, que cuando un jugador muere no sale de la partida, sino que se convierte en un pequeño monstruo llamado Little Dipper (o Dipper, como quieran decirle), una criatura no tan poderosa a comparación del villano principal, con la que podemos deambular atacando a nuestros compañeros hasta que logramos poseer a su personaje, robando así todo su botín acumulado. Claro que, la cosa no termina allí, pues aún tenemos que sobrevivir a todos los jugadores que harán lo mismo (y sin olvidar al monstruo), de esta manera el jugador se sumerge en un círculo vicioso de jugar, traicionar, poseer, robar y tratar de ganar; detalle que les encantará a muchos, o que por el contrario, alejará a otros, dado el gran caos que se puede generar en cada partida.

NO ES PARA TOMARSE EN SERIO

Vicious Circle obviamente no puede tomarse en serio, es un juego en el que todos siguen la única regla, de no seguir las reglas. Todos los jugadores hacen lo que quieren, no existe el trabajo en equipo y las oportunidades de trollear son casi infinitas. Si sólo desean divertirse sin importarles mucho si ganan o pierden, entonces este es su juego. Por el contrario si son de los que buscan construir estrategias con su equipo, claramente deben salir corriendo.

Vicious Circle tiene sus errores, por ejemplo en su diseño de sonido y en ocasiones puede sentirse mal balanceado, pero por fortuna es un juego divertido y lleno de posibilidades para hacer enojar al prójimo. Aún así esperamos que pronto tengamos más contenido, pues al momento sólo hay un modo de juego, los cuatro mercenarios, cuatro mapas y un monstruo, lo que deja muy limitada nuestra experiencia; por fortuna el estudio ya ha publicado sus planes de contenido futuro en el Season One del Battle Pass, que por cierto será gratuito. así que podremos esperar más de 80 nuevos ítems, y para la Season Two 1 mapa, 1 monstruo, 1 mercenario, nuevos eventos y más.

Al final del día Vicious Circle ofrece una idea fresca y claramente llena de oportunidades para enfadar a nuestros amigos, pero aún tiene un trecho por recorrer creando un mejor balance en su jugabilidad y entregando más contenido.