Speaking Simulator | Reseña

¿Alguna vez deseaste ser un humano y poderte comunicar con todos tus compañeros normales sin ninguna distinción rara y especial, además tener la habilidad de hablar expresivamente con todos los que te rodean? Bueno, entonces este juego es para ti.

Speaking Simulator un juego traído a nosotros gracias a Affable Games, tengo que decir, fue toda una aventura.

¿De qué va? Pues como su nombre lo dice, es un simulador, pero esta vez tenemos que intentar hacer que un robot pueda hablar, gesticulando diversas palabras, haciendo expresiones, moviendo los ojos entre otras cosas.

BIP BOOP BOOP BIP

El juego se divide en misiones, cada misión tiene un porcentaje de logrado, para poder proseguir con las misiones necesitamos pasarlas. ¿Cómo se logra? Muy fácil: hablando con nuestro compañero humano que se encuentra con nosotros, esto se logra de manera muy sencilla con nuestros controles, si es que sabes cómo manejar una máquina de carga pesada.

No lo digo en mal sentido, la verdad el juego inicia muy tranquilo, pero cuando vas avanzando y logrando gesticular más opciones se torna difícil, pero divertido. Los controles nos darán la oportunidad de mover cosas básicas como la boca y la lengua, con la cual de hecho tendremos que tocar botones dentro para poder lograr decir la palabra adecuada, pero con cuidado porque hay algunos que se tornan de rojo, que podrían afectar nuestra lingüística, y nuestro estado.

Mientras estamos hablando tendremos tiempo para mover los joystick y mover todo, también tendremos que presionar botones para mover las cejas, ojos y muchas otras cosas. La verdad llega un punto donde estaba tan ocupado intentando mover todo de la manera adecuada que ni le preste completa atención a que decía el personaje, porque ante todo, nuestras gesticulaciones si sirven para que hable nuestro personaje.

SOCIALIZANDO

El juego narrativamente nos habla de cómo un robot es generado, iniciando conversaciones simples con una humana para lograr entrar a una empresa como empleado, aquí es donde todo se sale de control porque empiezas a subir, teniendo una gran personalidad y llegando a lugares donde nunca imaginaste.

Para lograr esto cada vez que pasemos los niveles nos darán ciertos grados de socialización, esto nos permite en un apartado mejorar nuestros atributos, en este caso nuestras capacidades para tener un mejor control o poder reaccionar más rápido.

VEREDICTO

Speaking Simulator sin duda me entregó un momento muy divertido, realmente es un juego que solo lo podrás disfrutar… pero con amigos un rato viendo quien lo logra mejor o peor, o viendo qué tipo de resultados pueden lograr, realmente es toda una experiencia.

La música llega a cambiar un poco según la situación, y escuchar a nuestro personaje hablar puede ser tan divertido como perturbador, dependiendo de qué tan hábiles seamos. Con todo esto, hay que decir que es un juego para pasar el rato y ver que cosas chistosas o extrañas podemos lograr, que entre esas cosas está romper el modelo completamente.

Pero bueno chicos, preparen sus motores, calibren esos músculos, porque tendremos que aprender a hablar. Speaking Simulator ya se encuentra disponible en Switch y PC vía Steam.