Altitude
altitud atmospheric monsters

Sara es una piloto sin mucha experiencia que sale de viaje con sus amigos… para enfrentar el terror y la locura.

Como es acostumbrado, un viaje de placer y diversión se transforma en algo lleno de paranoias, locura enfermiza, gritos de horror y muerte… claro, y para hacer la historia interesante, un gigantesco monstruo que vive en la atmósfera; Altitud marca el suspenso y una dosis de sci-fi bastante singular.

Dirigida por el artista de comics Kaare Andrews, es la historia de cinco jóvenes que en medio de un placentero viaje en avioneta se topan con una inesperada tormenta, un horizonte negro como la noche y frío como la muerte se despliega ante el grupo ¿lo más inquietante? Que Sara apenas tiene experiencia como piloto, y no solo eso, que nunca ha volado a través de algo así, pero esperen, aún hay más, la pequeña aeronave tiene una grave falla en los alerones y… por si fuera poco (si, aún hay más) existe una oscura historia para contar sobre la madre de Sara.

En fin, para “incrustar” un poco de “sazón” a la historia, la madre de Sara también era piloto, claro, hasta que tuvo un horroroso accidente donde su avión chocó inesperadamente con otra nave, algo que Sara nunca ha terminado de superar y con lo que ha tenido que vivir. Y por irónico que parezca, sigue los pasos de su madre y… si, podría acabar como ella.

En lo personal una película que guarda un cierto parecido en el estilo de suspenso con Frozen, ambas donde un reducido grupo de personas deben tomar casi radicales decisiones para mantenerse con vida en un lugar reducido, en el actual caso, una avioneta que por mala suerte tiene un “tornillo flojo” que provoca una serie de fallas y que dan como resultado un limitado control en esta.

Por si fuera poco, los cinco personajes (además de estar bien trabajados) son realmente “desquiciantes”, algo así como si se turnaran para mortificar y probar la paciencia del espectador; tenemos al típico machista, al soñador, valiente e idealista, un muchacho con serios problemas nerviosos y dos muchachas, una que parece aceptar lo que sea que venga y la otra, Sara(Jessica Lowndes), que intenta guardar la compostura mientras trata de controlar a sus histéricos compañeros, en pocas palabras un avión lleno de caos que se dirige a las fauces de un gigantesco monstruo. Si, un monstruo.

Quizá paranoia, locura, psicosis o la falta de oxígeno es lo que lleva a estos personajes a ver una criatura en los cielos (bueno, es lo que cualquiera se preguntaría), pero no, por más extraño que parezca el chiste de esta cinta de hora y media es creer que en verdad hay una amenaza de este tipo, algo que brinda un toque sci-fi al estilo Fringe que incluso en su desenlace tiene un buen giro y al cual le falta poco para ser memorable.

Armada de buenos efectos visuales, actuaciones convincentes y un desarrollo lleno de suspenso, Altitude es una película que aún siendo un tanto obvia deja plasmada una cierta originalidad.

altitud monstruos en el cielo atmosfera